sábado, julio 26, 2008

Wadley (2008)



WADLEY
(Matias Meyer, 2008)
55/100

Propuesta estéticamente interesante pero desarmada en contenido, la seleccionada en el Festival de Rotterdam resulta difícil hasta para los programadores de festivales al no encajar ni como largometraje de ficción ni tampoco documental. La realidad es que no mucho sucede en Wadley, opera prima de Matías Meyer, la visión es borrosa y aunque en imágenes no deja de ser sugestiva se cae al borde de lo conceptual. Un hombre con actitud de explorador aparentemente de ciudad se decide a encontrar el supuestamente medicinal y apendejador peyote. Lo más valioso de la cinta es su disponibilidad a ser abiertamente interpretada, las opiniones mixtas no deberían sorprender a nadie.


No esperábamos una explicación fílmica sobre el cactus de moda, ni su transcendencia como lo hizo Everardo González con La Canción del Pulque (2004). Meyer pareciera que en lugar de inquietar solo consigue desesperar a los valientes. Arrojamos la idea de que tal vez fue una cinta realizada para ser vista bajo las consecuentes alucinaciones del peyote, en ese caso exigimos nuestra rebanada con la compra del boleto. Es muy posible que el director sepa sostener su cinta basándola en que es una idea sin antecedentes en nuestro cine y que en efecto tratamos con un producto riesgoso que bien podría llevar una genialidad incomprendida a primera vista. De ahí el siguiente paso seria plenamente del espectador, como ya dijo Ernesto Diezmartinez en Cine vértigo de que tanto le creemos al director y que tanto supo plasmar en la pantalla.


Como fiel admirador del trabajo de Lisandro Alonso Wadley de inmediato trae recuerdos de aquel fantástico debut del argentino, el también semidocumental La Libertad (2002). Aquella opera prima que no respira más que eso, una libertad que goza su único personaje alrededor de un bosque y la libertad de un director desafectado al no contar historias sino construir universos con entrada y salida. Wadley es como el desierto, muy seco y tremendamente agotador, solo que resulta ser mas difícil de lo que esperábamos pues aquí nos avientan a una ciega odisea sin ningún dulce o refrescante a cambio.


La fotografía no es menos que impactante, a pesar de sus limitadísimos recursos económicos la cinta es redondamente llamativa, ingredientes que lamentablemente se disuelvan ante las intenciones vagas e indefinidas. No sabemos que tanto de la cinta surge espontáneamente, tal vez todo sea una accidentada intoxicación. Y si, Wadley llega a ser fatigante más no esta fastidiada, formula una batalla entre el hombre, su espirito líricamente gentil, los alucinantes y la naturaleza que lo rodea, todos señalando a un director franco-mexicano inmensamente prometedor con potencial no solo técnico pero con mentalidad radical, virtud siempre bienvenida.

13 comentarios:

Paxton Hernandez dijo...

Ver este videoladrillo fue un suplicio en el FICCO 2007. Yo sí me eché mi buen sueñito, casi estoy seguro ronqué, me valió que la mitad de los asistentes fueran amigos y parientes del tal Meyer.

No es tanto que no tenga contenido, es que esa forma fílmica para empezar no es suficiente para sostener los 60 minutos que dura esta cosa tan horrible.

Zzzzz....

Santiago Ulloa dijo...

Ahh, pues a mi si me gusto. No la siento ni vacia, siempre me parecio entretenida, bien filmada y hasta experimental.

Anónimo dijo...

Creo que si tomamos a Wadley como documental es mas tolerable.

Karen Thompson dijo...

Wow, Carlinhos you're back, I've been cheking everyday for updates, I'm glad.

I noticed lots of people talking about this film at this year's FICCO, controversial and I now see why.

Have u tried peyote? I have.. is some deep sh*&, tastes horrible, never try it! is sooooo overrated... just like milk.

Lots of Kisses! Your visit was a BIG pleasure, hope you comeback sometime soon.

Diezmartinez dijo...

Gusto de leerte de nuevo, Carlos.

Carlos Reyes dijo...

Paxton, no pues no al punto de dormir, pero si al punto del watafak.

Santiago, pues ahi esta, muy dividida.

anonimo, mmm... falla como cualquier cosa, pero creo que esta mas intencionada a ser ficcion.

Karen, thanks for all the help! I have tried peyote but it did nothing to me, I'm too powerful for it! lol... and how is milk overrated? so good (w/ cookies).

Ernesto, igualmente! bueno en realidad si los he estado leyendo a todos pero considerando que la mayor parte del verano tuve que ir a un cibercafe para conectarme, pues no tenia tiempo para comentar.

Anónimo dijo...

Gracias por tu comentario, muy simpatico.

Fernanda

Ad Ayin dijo...

¿Rebanada con el boleto de cine? jejeje... ¿de plano se necesita?

Joel Meza dijo...

Hey, Carlos, qué bueno que ya volviste. Mi lista de las que nunca llegarán a Mexicali estaba estancada...

Carlos Reyes dijo...

Fernanda, :)

ad ayin: chin, y sigo prometiendo que andare por tu blog a diario, ahora mismo voy jeje.

Joel, sigue haciendo lista!

CLNY dijo...

Parece que ya estás de regreso!! Creo que debo ponerme al corriente con la Metacritic!

CLNY dijo...

Confirmado: El Camino y Wadley en NYC!!

Anónimo dijo...

Carlos Reyes, creo que quedaste muy apendejado y es que no es un cactus de moda simplemente la gente ignorante como tu es la que hace "moda" de cualquier cosa.